• 02/07/2017

El Palacio celebra su 19 aniversario renovado y mirando al futuro con optimismo

El Palacio de Congresos celebra su 19 aniversario renovado y mirando al futuro con optimismo

  • Cumple ampliamente la misión para la que fue proyectado: a lo largo de estos 19 años se han celebrado 2.700 eventos, que han traído 1.900.000 visitantes, lo que ha supuesto 1.983.000 pernoctaciones.
  • Buenas expectativas: 42 eventos confirmados hasta 2022, más de un 60% de la actividad en 2018 será internacional.
  • Recién renovado: entre 2016 y 2017 se han invertido 1.6 millones de euros en renovar las instalaciones, que le permiten seguir siendo competitivo y líder y volver a consolidarse como edificio de referencia y sede de elección para grandes reuniones.

Un Palacio que cumple

El 2 de julio de 1998 el Palacio de Congresos de Valencia abrió sus puertas con la misión de beneficiar a Valencia y a los valencianos mediante la atracción de congresos y convenciones a la ciudad. Dicha misión ha sido ampliamente lograda, ya que a lo largo de estos 19 años se han celebrado 2.700 eventos que han atraído a 1.900.000 visitantes, que a su vez han realizado 1.983.000 pernoctaciones.

Los turistas de negocio que atrae el Palacio realizan un gasto que triplica el del turista vacacional, y además es un tipo de turismo que desestacionaliza la demanda. Y no solo se ha cumplido la misión de atraer visitantes y riqueza a la ciudad, sino que además se ha alcanzado con un nivel de calidad tal, que en 2010 le llevó a ser elegido el Mejor Palacio de Congresos del Mundo por la Asociación Internacional de Palacios de Congresos (AIPC). Este galardón premia el excelente nivel de satisfacción de los clientes con el Palacio de Congresos, como muestran los comentarios que dejan tras su paso por el Palacio valenciano:

“Ha sido clave la elección del Palacio de Congresos como sede del simposio. Los asistentes se muestran admirados y están muy satisfechos con la calidad y los servicios que están recibiendo. La impresión está siendo muy positiva y es muy probable que esto pueda ayudarnos a conseguir traer congresos similares a la ciudad.” (Narcís Cardona // Director ITEAM y co-organizador del PIRMC)

“Tras haber organizado reuniones en otras sedes, para este congreso de mayor dimensión nos interesaba el Palacio de Congresos, ya que además le proporciona una imagen más potente, más atractiva al evento. Además, el servicio en las salas es fantástico, los técnicos de sala son increíbles y el catering ha gustado mucho a los asistentes.” (Dr. Jose M. LAGARON // Head of the Novel Materials and Nanotechnology Group Spanish Council for Scientific Research (CSIC))

“Durante el European Client / Supplier Business Workshop de ICCA, fue un placer trabajar con su personal altamente cualificado y accesible, siempre un paso por delante para garantizar las demandas y necesidades del cliente en todo momento. Desde la organización del evento hasta su realización, el personal, la sede y el destino sobrepasaron mis expectativas.” (Claire Jackson // Project Manager Membership Services ICCA)

Optimismo respecto al futuro

Las perspectivas de futuro son muy positivas, en estos momentos hay 42 eventos confirmados para los próximos años, de los cuales 31 son congresos y convenciones, cuya realización está prevista hasta el año 2022 y que generarán 90.000 pernoctaciones. Además, para el ejercicio 2018, más del 60% de la actividad prevista es de ámbito internacional.

Y como colofón a estos 19 años, el Palacio de Congresos de Valencia celebra este aniversario renovado profundamente desde el interior: recientemente el Ayuntamiento de Valencia ha invertido 1.600.000€ en la renovación de diferentes aspectos del edificio basados en la sostenibilidad, la eficiencia y el ahorro, por un lado y en la renovación de todos los equipos audiovisuales. La envergadura de esta renovación ha hecho que el Palacio de Congresos cuente en estos momentos con los audiovisuales más avanzados en proyección, iluminación, imagen, sonido, o sistema de conferencia.

Esta transformación tecnológica, unida a la versatilidad de sus infraestructuras y la singularidad que le proporcionó el diseño de Norman Foster, le permiten seguir siendo competitivo y líder y volver a consolidarse como edificio de referencia y sede de elección para grandes reuniones, y por tanto, como motor de la economía local gracias a su papel dinamizador del turismo de reuniones en la ciudad.